MUEBLE-LAVABO EN MADERA RECUPERADA


   Hoy te muestro uno de mis trabajos preferidos. Se trata de un mueble para el baño en maderas recuperadas.

   



 

   Todo parte de una silla estilo Reina Ana  que no me convencía mucho y que al final decido aprovechar, en piezas, para otras cosas.

 

 

   Y me quedo con el respaldo.

   Tapo con masilla los millones de agujeritos de las grapas del tapizado y demás, lijo como una loca y monto la baldita.

 

 

     El proyecto va saliendo solo. Con palets y otras maderas recuperadas preparo la base del lavabo, que es tipo bandeja, encolo y uno las tablas y pongo los laterales y el frontal, en una madera con un relieve igual que la balda superior. 

   Con una madera muy viejita que me gustaba mucho hice el cajetin de apoyo del grifo, al que hice unos agujeros donde van encajadas las patas de la silla. Con unas tablas irregulares hice las burras de sujeción.

 

 

   Más masilla, una buena lijada y toca pintar, en blanco roto decapado con el cajetín en madera natural. 

 

 

   Al respaldo de la silla le quité la rebaja que tenía en el antiguo tapizado para encajar el espejo. La idea era hacer algo distinto, aparte de que no tenia mas que un trozo de espejo demasiado pequeño porque ya había roto el espejo que tenia antes al intentar cortarlo (¡siempre me pasa!). Entonces se me ocurrió poner un espejo cuadrado con marco encastrado por la parte de atrás del respaldo para que quedara al mismo nivel. Y quedó muy original.

 

 

   Con unas piezas metálicas sobrantes de una lampara hice el colgador para la toalla y la jabonera (de quita y pon, para poder lavarla, que hay que ser prácticos).  El lavabo es también un centro de mesa metálico que rondaba por casa.

 

 

   Tengo que decir que no estaba muy convencida, era tanta pieza y tan difícil verlo en conjunto que hasta que no estuvo montado todo no era capaz de verlo. Y al final, ¡cuanto más lo veo, más me gusta!

 

   

   !HASTA OTRA¡

 


Entradas relacionadas



la autora del blog


Silvia empezó estudiando arte, más tarde derivó hacia el mundo de la moda, estudiando diseño y tras varios años en este campo empezó a sentir interés en el reciclaje y la recuperación de materiales y de ahí al mundo de la decoración.  De su etapa en la moda le viene el dominio de textiles y del arte el de las  proporciones, el dibujo... 
Con una especial fijación por la madera, natural y en estado puro, tiene predilección por la deconstrucción y la reinterpretación de piezas.




Escribir comentario

Comentarios: 0